A partir de los años 70- 71 fué el principio y la necesidad  de  experimentar , la construcción de kenas que permitan tocar en diferentes tonalidades.

Es en esta época en Berlín que me dí cuenta que para poder hacer arreglos musicales   donde se pueda utilizar más  armonía y  contrapunto   para  poder aplicar a los arreglos con mi grupo  Chacaltaya, era más que necesario enfrentarse a esta tarea. Fué en un principio difícil pues no tenía ninguna información ni conocimiento al respecto de la física de los aerófonos, ni tampoco tenía a disposición el material de bambú de diferentes medidas para emprender esta investigación.

Por entonces en La Paz - Bolivia  existía  solo la kena urbana de Sol y  de los de afinación ancestral el kena-kena y el kenacho. Tuve que empezar con tubos de plástico y luego con tubos torneados de madera de palisandro y ébano. Al mismo tiempo tuve la suerte de conocer amigos músicos y

constructores de flautas dulces y también estuve un tiempo trabajando en una fábrica de instrumentos de madera Körber de Berlin.

Experiencia que me sirvió bastante para poder hacer una estrategia de búsqueda de las medidas, su alcance tonal, color, boquillas etc.

Primero empecé con la propia kena de Sol reformulando sus distancias ya que por esas fechas aparecieron en los mercados los afinadores electrónicos ...que si bien eran de cálculo temperado, pero que servían y sirven todavía bastante en todos los géneros de música actual...casi en todos...al menos para su construcción y calibración de instrumentos.

Luego y por similitud de tonalidad el kenacho de Re, que después se estableció  también en La Paz , allí por años 1973-74.

Ya teniendo buenos resultados al respecto fabrique los 15 tamaños de diferentes  tonalidades diatónicas, que fácilmente  pueden ser aplicadas y  tocadas por cualquier  kenista. Y así tengan la posibilidad de tocar en cualquier tonalidad y no tener ninguna restricción tonal diatónica especialmente.

Alguna de esta medidas fueron empleadas por grupos andinos , especialmente en Paris , como Los Incas (donde trabajé como músico intérprete) Bolivia Manta y otros .Y fueron y son empleadas en grabaciones.

Así la gama pictórica de la música especialmente andina se agrandó bastante y se logró una afinación notablemente mejor ...en realación a kenas o modelos  y grabaciones de los años 60.

 

Como en realidad cada kena diatónica es tocable en 3-4 tonalidades básicas, nació con esta gama de kenas una gran posilidad de combinación para duos, trio, cuartetos,  que con Chacaltaya aplicamos a muchos temas musicales y composiciones.

A esta gama de 15 kenas,  también construi por entonces, los kenachos grandes  de Si- Sib-La- Lab- Sol-Fa# Fa y Mi bajo y los moceños diatónicos que en otro capítulo con  ejemplos musicales que grabé de entonces.

Es después,  hacia el año 1975 donde observé que en este sistema de kenas había una  dificultad y era la de dejar el espacio musical o tiempo para que el interprete cambiara de una kena a otra y esto me condujo a la kena cromática de Do donde se resume las 15 kenas en una sola, con la ayuda de llaves .

Y también el Kenacho cromático de Sol. Esta las detallo en la sección de kena cromática.

Di seminarios  gratuitos de construcción en ambientes del teatro municipal de La Paz en los talleres de Rumillajta,  en el Centro Cultural Los Andes  y también un seminario en  Sobodaycom-La Paz .